Reseña Histórica Universidad Piloto de Colombia

Nacida del deseo por una mejor experiencia académica, la Universidad Piloto de Colombia les brinda a sus estudiantes un entorno multidisciplinario y altamente conectado al ámbito profesional que abarca las humanidades, la investigación, prácticas empresariales a nivel nacional y en el exterior, y mucho más.

En el año de 1985 los miembros de la Consiliatura, luego de estudiar múltiples alternativas para la creación de una sede en otra ciudad Colombiana, encuentran un terreno apto para esta idea en la ciudad de Girardot, donde con el apoyo de las autoridades municipales de la ciudad, se firmó un convenio para crear la sede denominada Seccional del Alto Magdalena.

De la sede provisional, la Universidad se trasladó a la calle 31 con carrera 17 y la actividad académica tomó mayor impulso y desarrollo. Los estudiantes adelantaron propuestas culturales en el ámbito del teatro, las artes plásticas, el periodismo y el cine. En general, el desarrollo de su programa académico de Arquitectura dio a conocer con creces los principios y propósitos de la Universidad Piloto de Colombia. En el transcurso de esta década, el criterio general adoptado para la creación de nuevos programas académicos fue el de la complementariedad con respecto al programa de Arquitectura. En 1978 se crearon los programas de Ingeniería de Sistemas y Economía. El primero, con el propósito de apoyar al programa de Arquitectura desde la organización de los sistemas de información; el segundo, para contribuir al fortalecimiento del componente socioeconómico y urbano de este programa.

Durante el año de 1979, se diseñó un modelo de desarrollo para la Corporación Universidad Piloto de Colombia, que tenía como base la descentralización de la Universidad, obedeciendo a las tendencias de la época, al mismo tiempo en que se consolidaron los programas académicos de Ingeniería de Sistemas y de Economía. El estudio para la creación de una Seccional fue presentado ante el Consejo Superior Académico en donde obtuvo su primera aprobación, sin embargo, la Honorable Consiliatura de la Corporación no le dio viabilidad al proyecto en ese momento.

Tres años más tarde, el proyecto fue retomado por un grupo de profesionales que estaban adelantando estudios para la creación de una Seccional en la ciudad de Cali y que contemplaba inicialmente dos programas académicos iniciales: Arquitectura e Ingeniería de Sistemas. El estudio fue presentado en 1981 a representantes de los principales sectores económicos, políticos y sociales del Departamento del Valle de Cauca. El documento fue titulado “Hacia una Seccional en el Valle del Cauca”; posteriormente se incluyó en el estudio de factibilidad como base conceptual para el enfoque del proyecto que se radicó en 1982 ante el ICFES y que finalmente, no se concretó.

Como complemento de las funciones del arquitecto y como una respuesta a las necesidades de la industria y la empresa, que en general empezaban a darle aplicación a las nuevas tecnologías en computación e informática y como un apoyo a la organización contable y financiera de los proyectos, se creó el programa de Contaduría Pública en 1983. Por esta época se acentúa aún más el concepto de la interdisciplinariedad que tiene su origen en el principio de la polivalencia.

A mediados de la década, en 1985 se presenta el proyecto para la creación de la Seccional del Alto Magdalena- SAM ante el ICFES, la cual es aprobada por el Acuerdo No. 0224 del 5 de diciembre para ofertar 2 programas académicos, Ingeniería de Sistemas y Administración por ciclos a nivel tecnológico: Administración de Empresas Agropecuarias, Administración de Empresas Comerciales y Administración de Empresas Turísticas y Hoteleras. Por su parte en la sede de Bogotá la Honorable Consiliatura autoriza la creación del programa de Maestría en Gestión Urbana.

En la década de los noventa, la Institución logra la aprobación de varios programas académicos; para el caso de la SAM, en 1991 Contaduría Pública y el ciclo profesional de Administración de Empresas lo que implicó que entre los años 1995 y 1998, la Seccional entrará en un proceso de transformación no solo a nivel de infraestructura, sino a nivel administrativo. En ese mismo periodo, se aprueba para las dos sedes el programa de Ingeniería Financiera. Por su parte, para la sede en Bogotá en 1995 el programa de Administración Organizacional y en junio de 1996 los programas de Psicología Empresarial y el de Ingeniería de Mercados. Asimismo, en el primer período académico de 1997 se abren los programas de Ingeniería Civil, Ingeniería en Teleinformática e Ingeniería Financiera.

Durante este período, se fortalecen procesos de mejoramiento profesional a través de ocho especializaciones gerenciales en Bogotá: Gerencia tributaria, Gerencia de seguros, Gerencia de mercadeo estratégico, Logística comercial, nacional e internacional, Gerencia y administración financiera, Gerencia de proyectos, Revisoría fiscal y Gestión ambiental urbana, y dos de ellas en la Seccional del Alto Magdalena: Gerencia y administración financiera y Revisoría fiscal.

La Universidad, consciente de la urgente necesidad que tiene el país de conocer, conservar y recuperar el Medio Ambiente, creó en el año 1998 el Departamento para el Desarrollo Sostenible y el Medio Ambiente, con el objeto de despertar en la comunidad universitaria y, por proyección, a toda la sociedad, la cultura ambiental como un aporte para la preservación y protección de los recursos naturales.

En la primera década del siglo XXI, acorde con las exigencias del sistema de aseguramiento de calidad de la educación colombiana que privilegia los procesos de calidad en educación superior, la Universidad Piloto de Colombia asume una estructura organizacional, académica y administrativa horizontal como un sistema abierto y flexible en donde interactúan las facultades, unidades y áreas, que apoyan el desarrollo de las funciones sustantivas en los programas.

Se crea en la SAM, en el año 2000, el programa de Ingeniería Civil con el propósito de ampliar la oferta académica en la región y con ello brindar una nueva opción de formación profesional. Asimismo, durante esos primeros años se inició un proceso de cualificación a todos los estamentos sobre pertinencia e identidad institucional; se privilegiaron programas de servicio con la comunidad a través de proyectos de grado y prácticas académicas realizadas por los estudiantes.

Con respecto a los docentes se realizaron seminarios de cualificación y, con el personal administrativo y directivo se programaron capacitaciones en aspectos tales como gestión humana y universitologia.

Por otra parte, para el año 2001, en Bogotá se crea el programa de Administración y Gestión Ambiental y la Unidad Académica en Ciencias de la Educación (UACE) esta última, para contribuir al desarrollo de la función sustantiva de la docencia, apoyar los procesos pedagógicos, curriculares, didácticos y de evaluación de los aprendizajes en los programas académicos y el acompañamiento y cualificación de los docentes. Así mismo, se consolida la Unidad de Educación Virtual que apoya programas académicos presenciales con la incorporación de las Tecnologías de la Información y la Comunicación. En esta misma década, continúa ampliándose la oferta académica se crean en el año 2005 los programas académicos profesionales en Ingeniería (Mecatrónica) y en Diseño (Gráfico y de Espacios y Escenarios).

Con espíritu innovador y atendiendo a necesidades de la ciudad de Girardot y de la Región del Alto Magdalena en el año 2011, el Ministerio de Educación Nacional aprueba los registros calificados para los programas de Administración Ambiental y Administración Turística y Hotelera. Posteriormente, en el año 2012 el programa de Administración Logística obtiene la Resolución de aprobación del registro calificado.

Por su parte, las facultades en el año 2002, fueron reorganizadas de acuerdo con los campos y áreas de saber; el objetivo potenciar la flexibilidad, la polivalencia y la movilidad en los procesos académico – administrativos y así posibilitar el desarrollo de las funciones sustantivas. Producto de esto se establecen las facultades de Arquitectura y Artes, Ingeniería, Ciencias Humanas, y Ciencias Sociales y Empresariales. En el 2015 se reorganizan nuevamente las facultades a partir de reflexiones internas y se plantean de la siguiente manera: Arquitectura y Artes; Ingenierías; Ciencias Sociales y Empresariales; Ciencias Humanas; Ciencias Ambientales. Así mismo se amplía el desarrollo de los programas de formación avanzada en campos estratégicos como Gestión de Redes de valor y Logística, Seguridad Informática y Gerencia de Proyectos.

En el año 2013 la Institución inicia un proceso de reflexión interna denominado “Resignificación curricular”, que consistió en repensar el currículo de la Universidad Piloto de Colombia y de los programas, en aras de poner a tono la Institución con los cambios y transformaciones que enfrenta la educación superior actual y sus desafíos en relación con la sociedad, la investigación y el mundo productivo proponiendo una nueva estructura académico-administrativa en torno a las Facultades, programas, centros e institutos. En ese sentido, dicho proceso reflexivo permitió a la universidad repensar el diseño y el rediseño curricular desde una perspectiva a la que denominó ‘Enfoque Objetual’ y que se explica más adelante.

En el año 2019, la Universidad Piloto de Colombia – SAM logró la acreditación del programa de Contaduría Pública y solicitó ante el Ministerio de Educación Nacional la aprobación de dos especializaciones nuevas Especialización en Diseño y Construcción de Vías y la Especialización en Gerencia e Innovación Financiera, esto con el fin de continuar con el desarrollo de la nueva oferta académica y así dar respuesta a las necesidades del entorno.

Share